Murió Jorge Dorio, un periodista y escritor reconocido por su erudición y militancia

Jorge Dorio.JPG (1)
Read Time:4 Minute, 28 Second

El periodista, escritor, poeta, panelista televisivo y conductor Jorge Dorio falleció a los 65 años en la madrugada de hoy a causa de un infarto mientras estaba hospitalizado en Trenque Lauquen, según informó su familia. 

Hace una semana, Dorio había viajado a Salliqueló, donde hizo un repaso por el proceso fundacional de la Provincia de Buenos Aires con una dinámica participativa en la que interactuó con quienes asistieron a la charla. Pero tras el encuentro se descompensó y tuvo que ser internado. “Se infartó luego de la charla, lo tuvieron que intubar y lo llevaron a Trenque Lauquen, le pusieron dos stent pero era muy grande el infarto. Logró salir del respirador, lo pasaron a piso, estaban esperando para que pasaran un par de días y puedan trasladarlo pero esta madrugada falleció”, explicó Franco, su único hijo, a Teleshow.


Peronista, oriundo del barrio de Barracas, hincha de Boca y masivamente conocido por su participación como panelista en Gran Hermano o por su rol en el programa 6,7,8 -trabajos de los que nunca renegó porque disfrutaba de lo popular-, fue durante años compañero de Alejandro Dolina en las noches de “La venganza será terrible” y, más tarde, en “La barra de Dolina”, que se emitía por el entonces Canal 7. “Está muy mal, muy, muy triste”, dijeron a Somos Télam desde el entorno de Dolina.

Dorio fue parte de la radio y la televisión desde principios de los 80. Integró el equipo de “Badía y compañía”. “Lo quería mucho a Badía, quien tenía una capacidad inmensa para descubrir talentos y lo había sumado a su programa”, recuerdan sus amigos. 

Se definía como “Bonapartista” porque era admirador de Napoleón o, al menos, le interesaba la lógica de su conducción y estrategia. Por eso, cuando se estrenó la película de Riddley Scott le pareció filmada desde el resentimiento inglés con quien fuera su enemigo número uno durante el siglo XIX. Cuando se refería a la Argentina durante sus intervenciones radiales era contundente: “La patria”, una referencia poco habitual en los conductores radiales. 

“El monitor argentino” junto a Martín Caparrós y, en radio, de “Sueños de una noche de Belgrano”, un programa muy escuchado durante la recuperación democrática. Juntos, lograron hitos periodísticos que marcaron una época como un diálogo brillante con Charly García. 

Trabajó en diarios y revistas, dirigió la mítica revista literaria “Babel” y publicó varios libros: “La verba inflamada” y el libro de poemas “La evolución de octubre”. 

En 2019 se sumó a “Vayan a laburar”, en AM750, junto Martín Piqué, Julián Fava y Facundo Cardoso, un programa del que participó hasta fines de 2023 y que planeaban reeditar a partir en AM530 Somos Radio. Pero Dorio no pudo ser de la partida porque ya había tenido el primer infarto, del que logró salir.

En los últimos meses, protagonizó unos cortos de efemérides históricas para la Televisión Pública y trabajaba en una novela que quería terminar. Culto, con una erudición pocas veces vista que le permitía recitar en inglés a autores clásicos y hablar con fundamento de tango e historia argentina, le gustaba que ese saber pudiera ser compartido de forma democrática con otros. 

Dorio fue parte de la radio y la televisión desde principios de los 80. Integró el equipo de “Badía y compañía”. “Lo quería mucho a Badía, quien tenía una capacidad inmensa para descubrir talentos y lo había sumado a su programa”, recuerdan sus amigos. 

Se definía como “Bonapartista” porque era admirador de Napoleón o, al menos, le interesaba la lógica de su conducción y estrategia. Por eso, cuando se estrenó la película de Riddley Scott le pareció filmada desde el resentimiento inglés con quien fuera su enemigo número uno durante el siglo XIX. Cuando se refería a la Argentina durante sus intervenciones radiales era contundente: “La patria”, una referencia poco habitual en los conductores radiales. 

“El monitor argentino” junto a Martín Caparrós y, en radio, de “Sueños de una noche de Belgrano”, un programa muy escuchado durante la recuperación democrática. Juntos, lograron hitos periodísticos que marcaron una época como un diálogo brillante con Charly García. 

Trabajó en diarios y revistas, dirigió la mítica revista literaria “Babel” y publicó varios libros: “La verba inflamada” y el libro de poemas “La evolución de octubre”. 

En 2019 se sumó a “Vayan a laburar”, en AM750, junto Martín Piqué, Julián Fava y Facundo Cardoso, un programa del que participó hasta fines de 2023 y que planeaban reeditar a partir en AM530 Somos Radio. Pero Dorio no pudo ser de la partida porque ya había tenido el primer infarto, del que logró salir.

En los últimos meses, protagonizó unos cortos de efemérides históricas para la Televisión Pública y trabajaba en una novela que quería terminar. Culto, con una erudición pocas veces vista que le permitía recitar en inglés a autores clásicos y hablar con fundamento de tango e historia argentina, le gustaba que ese saber pudiera ser compartido de forma democrática con otros. 

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email
Scroll al inicio