Casación concede plazo adicional por “Vialidad” y no acelera el cronograma

Read Time:2 Minute, 33 Second

Los jueces Gustavo Hornos, Mariano Borinsky y Diego Barroetaveña hicieron lugar al pedido de algunas de las defensas en la causa “Vialidad” y otorgaron treinta días hábiles para la diligencia conocida como “Término de Oficina”.




Se trata de la instancia previa al llamado a las audiencias orales de apelación de cada una de las partes, momento clave en la búsqueda de los imputados para revocar las sentencias en su contra.

Mucho se discutió luego de la condena a seis años de prisión, más la inhabilitación para ejercer cargos públicos para Cristina de Kirchner, en torno de los tiempos que podría manejar el tribunal de alzada y de la posibilidad de que la condena quedara firme en pocos meses, al compás de la campaña electoral. Para la vice, una sola maniobra de Comodoro Py y luego de la Corte Suprema la hubiera dejado con sentencia firme, por lo tanto, proscripta en caso de haber sido candidata.

Ya fuera del juego electoral, tras confirmarse que Cristina no será candidata “a nada” -tal cual lo anunció el día de la sentencia, el 6 de diciembre del año pasado- los tiempos del caso se muestran similares a los de otras causas que cursan en Comodoro Py, en la instancia de revisión tras los juicios.

Así fue que, por la gran cantidad de imputados y por la extensa sentencia del Tribunal Oral 2 (1.616 páginas), Casación admitió extender el plazo de diez a treinta días hábiles para el trámite de Término de Oficina. El mismo implica el tiempo para que cada parte tenga acceso, analice, adhiera a planteos y eventualmente refute los recursos de los otros imputados presentados ante la Cámara. Una vez finalizada esta instancia, el fiscal ante la Cámara deberá expedirse y recién ahí los jueces podrán llamar a las audiencias de apelación. Se trata de un momento clave para los acusados, ya que sus defensores presentarán en forma escrita y oral los argumentos para revocar las condenas. Una especie de alegatos, pero más breves que en el juicio oral.

Luego de esto la Sala pasa a estudiar todos los recursos, las exposiciones orales, el fallo de primera instancia y dicta su sentencia.

Además de la sentencia contra Cristina de Kirchner, el TOF condenó a finales del año pasado a Lázaro Báez, José López, Nelson Periotti, Mauricio Collareda, Raúl Daruich, Raúl Pavesi, Juan Carlos Villafañe y José Raúl Santibáñez. Y absolvió, en tanto, a Julio De Vido, Abel Fatala, Héctor Jesús Garro y Carlos Kirchner, lo cual fue apelado por los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola. Los funcionarios judiciales buscan, además, que Casación aplique la figura de asociación ilícita, descartada por los jueces del Tribunal Rodrigo Giménez Uriburu, Jorge Gorini, con la disidencia de Andrés Basso. Los precedentes de Comodoro Py indican que los plazos para que Casación ratifique o revoque una condena, en este caso de alto voltaje a Cristina y al resto de los imputados, pueden tornarse laxos. Por ahora, los plazos son de estilo, e incluso guardan relación con la complejidad que reviste el caso.


Fuente: Ámbito

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email
Scroll al inicio