Indagaron al líder de Revolución Federal por incidentes en la casa de Cristina Kirchner

Read Time:1 Minute, 55 Second

El líder de la agrupación Revolución Federal, Jonathan Morel, dijo ante la Justicia que no quiso agredir a nadie el día que fue visto por la policía porteña mientras rompía unas vallas de señalización para utilizar en los incidentes desatados en las inmediaciones de la casa de la vicepresidenta Cristina Kirchner en agosto pasado.

Morel debió ampliar el miércoles su indagatoria ante el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi en un expediente conexo a la causa en la que se encuentra procesado sin prisión preventiva por “incitación a la violencia”.

El hecho que se le imputó ocurrió el 22 de agosto pasado, el mismo día en el que el fiscal Diego Luciani pidió 12 años de prisión para la vicepresidenta Cristina Kirchner en la causa por el supuesto direccionamiento de la obra pública vial en Santa Cruz.

Ese día, decenas de militantes kirchneristas se acercaron a la casa de la exmandataria para expresarle su apoyo.

Cerca de las 22.30 de aquel día Morel fue visto junto a Leonardo Sosa, también de Revolución Federal, “rompiendo vallas de señalización por obras en la calzada con el objeto de tener elementos contundentes para arrojar”, según surge de los testimonios aportados por agentes policiales al expediente judicial.

Las fuentes judiciales consultadas aseguraron que Morel se reconoció en el video en el que quedaron registrados los hechos, aunque dijo que reaccionó por los supuestos insultos de militantes kirchneristas y que no quiso agredir a nadie.

El día de los incidentes, y tras ser reprendidos por un oficial de la policía, “Morel desistió en su accionar”, mientras que “Sosa, luego de la orden impartida, entabló un forcejeo con el efectivo policial, quien refirió que aquel le lanzó golpes de puño, sin llegar a lesionarlo”, según surge del expediente.

Morel y Sosa, quienes llegaron a estar detenidos en el marco de esta investigación que ahora atraviesan en libertad, son dos de los cuatro procesados por el caso: en febrero pasado la Cámara Federal porteña confirmó los procesamientos sin prisión a cuatro acusados pero cambió la calificación penal del delito que les achaca por una menor, por lo que pasaron de estar procesados por agruparse para “intentar imponer sus ideas por la fuerza o el temor” a estarlo por “incitación a la violencia colectiva”.

Fuente: Minuto Uno

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email
Scroll al inicio